La gran chapuza del Rayo Vallecano al intentar ensanchar el terreno de juego

14.01.201716:03 H. – Actualizado: 3 H.

Chapuza descomunal en Vallecas. Para las 16:00 horas de la tarde del sábado estaba fijado el partido entre Rayo Vallecano y Sevilla Atlético, pero pasó algo que dejó con la boca abierta al personal. Sobre todo al colegiado, que casi impide que el partido empezara a la hora fijada. Se pintaron nuevas líneas para ensanchar el terreno de juego, pero el árbitro no lo aprobó por el escaso espacio que quedaba en las bandas. Por eso obligó a pintar las líneas antiguas.

Las imágenes eran impactantes, al mismo tiempo que los aficionados del Rayo Vallecano y los periodistas presentes se llevaban las manos a la cabeza a la vista del espectáculo. “El esperpento en Vallecas no tiene límite. A 30 minutos del partido, estamos en Wimbledom”, apareció escrito en la cuenta de Twitter de Bukaneros, la emblemática peña del club madrileño. Durante un rato hubo dos líneas, una situación insólita.

Ante este panorama, el colegiado del encuentro, según adelantó ‘Tiempo de juego’ de la ‘Cadena Cope’, no permitió que diera comienzo el partido con dos líneas, separadas por unos centímetros, a la vista de los jugadores. Valdés Aller (Comité castellano-leonés) planteó atrasar el comienzo del encuentro ante tal disparate. No sucedió porque el asunto se solucionó a tiempo.

El Rayo Vallecano, en concreto Rubén Baraja, su entrenador, quería, aumentar las dimensiones del terreno de juego, algo permitido según la reglamentación vigente, siempre que no se superen las máximas establecidas.

Let’s block ads! (Why?)

Notas recomendadas

Déjanos tu comentario, tu opinión importa