Dumoulin carga contra Nairo y Nibali: "Me gustaría verles perder el podio"

25.05.201719:56 H.

Que Tom Dumoulin ha sido hasta ahora el más fuerte del Giro de Italia es innegable. Si no llega a ser por el apretón que le dio en la etapa del martes, es muy probable que su ventaja con Nairo Quintana en la clasificación general aún estuviera por encima de los dos minutos. Aquel incidente apretó la carrera, pero la contrarreloj final en Milán le da al neerlandés un colchón que no tienen sus rivales, mucho peores que él en la lucha contra el crono.

A Quintana, segundo en la general a 31 segundos, le quedaban tres etapas para meterle tiempo a su rival y llegar al domingo con opciones de lograr el triunfo. Y decimos le quedaban porque en la primera de las tres etapas de montaña restantes, ganada este jueves por Tejay Van Garderen por delante de Mikel Landa, ni el colombiano ni Vincenzo Nibali, tercero en la general, consiguieron recortar tiempo a Dumoulin.

En los Dolomitas apenas ha habido batalla en la carretera. En cambio, antes los medios de comunicación los favoritos se han lanzado varios ataques. Y el más incisivo ha sido el líder, bastante crítico con la táctica de sus rivales. “Solo estaban centrados en mi rueda. Es una táctica un poco extraña porque su puesto en el podio también está ahora peligro. Me gustaría verles perderlo por cómo han corrido”, dijo ante el micrófono de Juan Antonio Flecha, que hace las entrevistas posetapa para ‘Eurosport’.

En la etapa de este jueves, de 137 km y cinco puertos, Dumoulin no sufrió. Tanto Quintana como Nibali le atacaron subiendo el Passo Gardena, antepenúltimo puerto de la jornada, pero el neerlandés solventó sin problemas esos intentos. Y en la última subida, después de otro tímido ataque de Nairo, fue él quien lo probó un par de veces. Al final llegaron juntos a meta. El más beneficiado fue Thibaut Pinot, al que ninguno de los tres siguió que les recortó más de un minuto. De ahí las palabras de Dumoulin, sorprendido porque no salieran a por el francés.

“O revienta él o reviento yo”

A Nibali no le sentaron nada bien las palabras de Dumoulin. “Está exagerando. Estas cosas solo puede decirlas después de Milán porque también puede perder su puesto en el podio. Existe el karma, Dumoulin puede pagar en la carretera lo que ha dicho“, declaró el italiano en la ‘RAI’.

“Teníamos que intentarlo”, dijo Quintana, quizá ajeno a las palabras de Dumoulin, porque no se refirió a ellas. “El líder se ha sabido defender bien, ha tenido en una ocasión o en otra aliados que tiraban para sus conveniencias y finalmente no pudimos quitrarle nada de tiempo, pero esperamos que le hayamos quitado algo de fuerzas“. El colombiano lanzó un aviso: seguirán intentándolo. “O revienta él o reviento yo”.

Let’s block ads! (Why?)

Notas recomendadas

Déjanos tu comentario, tu opinión importa